Pincho de tortilla en Cafetería Época (4’5 huevos)

pincho de tortilla

Pincho de tortilla Cafetería Época

Este pincho de tortilla de la Cafetería Época, en Santander, abre una nueva idem en Catatortillas: la de las tortillas del norte. Más que una nueva época es una nueva categoría, pero puedo decirte desde ya una cosa muy categórica, y es que en el norte la tortilla se hace mejor que en ningún otro sitio. Lógicamente estoy generalizando. Pero son mejores y punto.

En esta pequeña ciudad, de la que hablaré a menudo a partir de ahora, los bares se respetan más o menos por cómo de rica está la tortilla. No hablo de si está buena o no, ya que un pincho que esté malo es una sentencia en la bahía, sino si está mejor o no que en el sitio de al lado. Así se las gastan en el ghetto.

Otro punto a tener en cuenta es “de qué es la tortilla”. Partiendo de la base de que la tortilla se mima bastante, un factor para que te decantes por un pincho concreto o por un local determinado es que tengan esa especialidad que te hace salivar como gabete. Puedes elegir entre normal, chorizo, atún con mayonesa (un clásico) y morcilla.

El pincho que abre esta maravillosa y sensual categoría de pinchos de tortilla rellenos es el de morcilla de Burgos. Es un pincho jugoso, sin llegar a deshacerse, con un sabor suave a morcilla que no enmascara el de la patata y el huevo. El tamaño es muy muy majo, y el precio… El precio es lo mejor de todo, porque por 1’50 € te comes este pinchaco de tortilla que hace llorar a los veganos.

¿Mi valoración?

Si existiera la máquina de teletransporte iría varias veces al día a tener relaciones con los pinchos de tortilla de Santander. Es por esta perversión, por su calidad, su variedad y ¡qué coño, su precio! que este pincho de tortilla se merece todo mi amor, y cuatro huevos y medio. Creo que me estoy emocionando y le doy medio punto de más demasiado pronto, pero sólo soy un humano…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *